Confía!

Despertaba cada mañana llena de sueños

Luchaba por ellos sin poderlos alcanzar

Miraba al futuro esperando obtenerlo

Pero el camino se hacía largo, cada día más.

Un día cansada decidió parar

Pero en poco tiempo rectificó

Y se dió cuenta de su gran error.

Había luchado sin confiar

Había luchado sin elevar oración

Había agotado toda alternativa

Pero había olvidado la mano de Dios.

Y cuando decidió aferrarse fuerte

La lucha ya no era lucha

Las tormentas ya no eran tormentas

Los largos caminos ya no eran tan largos.

También comprendió

Que su manera de luchar y sus razones

No eran el plan de Dios.

-Betsy L.

Aveces agotamos todas nuestras fuerzas luchando por cosas que creemos que son de bien para nosotros y nos enfadamos cuando no las obtenemos. Pero no comprendemos que no es el plan de Dios.

Cuando dejamos todo en las manos de Dios todo se vuelve menos difícil, más llevadero. Las cosas suceden a Su voluntad y a Su tiempo. Aveces uno desespera, pero nunca se debe perder la fé, la confianza y las ganas de seguir un nuevo camino.

Date la oportunidad de confiar! Te deseo cosas hermosas! Te espero en mi próximo post…. BetsyL.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s